Uso clínico de progestágenos sintéticos